Menu

Quién es el EI y quién está detrás de el

  • Escrito por 
Quién es el EI y quién está detrás de el

QUIÉN ES EL ESTADO ISLÁMICO Y QUIÉN ESTA TRAS DE EL

El presidente Tararí mediante la revolución de Saur instauró un sistema socialista en Afganistán, separando la religión del Estado; promulgó leyes que  resguardaban los recursos naturales de la nación para su explotación racional y en beneficio de su pueblo; estableció la igualdad de género, que le otorgó a la mujer libertades para estudiar, trabajar, manejar automóvil, no usar velo, entre otras cosas; aseguró el derecho de la nación a autodeterminarse  y crear relaciones de amistad con los pueblos del mundo, sobre todo con sus vecinos. Esto no le gustó al imperialismo. Estados Unidos de América se puso al frente de la contrarrevolución   y buscó aliados para derrotar ese gran movimiento popular, encontrando a los Muyahidines (islamistas ortodoxos) que se prestaron  para combatir, bajo sus órdenes, a las fuerzas de la revolución creando “EL ESTADO ISLAMICO”, que participa principalmente  en la guerra civil  que se inicia en 1979,   después que fue derrotada la revolución de Saur, y  el asesinato del  presidente de ese país, Naur Mohammed Taraki.

Ese es su génesis, un vil  y vulgar instrumento del imperialismo, que en el mundo unipolar de hoy, juega el papel de desestabilizador de los pueblos árabes que se resisten a perder su  independencia, su “Estado Nación” y su derecho a autodeterminarse. El imperialismo,  en un juego perverso finge combatir al EI y al terrorismo, pero  en realidad, ambos   combaten  a un tercero, al país árabe, donde el EI se anida. Hoy  el turno es de Siria, que ha combatido por años a ese flagelo y que hoy ha encontrado la solidaridad mundial, especialmente de Rusia, para echarlo fuera de su territorio.

Que nadie se engañe el Estado Islámico es sostenido y financiado por Arabia Saudita, por los Estados Unidos y por la propia Francia. Es el ejército terrorista más acaudalado y mejor equipado y pertrechado del mundo.

Los ataques terroristas en Francia del pasado 13 de Noviembre del 2015, al igual que los ataques a las Torres Gemelas en los Estados Unidos de América el 11 de Septiembre del 2001, han sido ataques contra sus respectivos pueblos, el francés y el norteamericano, perpetrados por terroristas a sueldo de los propios gobiernos de los países  agredidos, que luego, con ese pretexto, la emprenden contra los pueblos de todo el  planeta y específicamente contra los países árabes. Es evidente  que los ataques mortales que realizan los aliados de la OTAN, y el bombardeo de la aviación francesa con el consentimiento o no de las Naciones Unidas no tienen  el propósito de destruir al Estado Islámico, sino de agredir al pueblo sirio. Las llamadas operaciones quirúrgicas tienen el malvado objetivo de castigar y atemorizar a los pueblos sin lastimar a los terroristas.

Tales agresiones se iniciaron en Afganistan, siguieron  en Irak, crearon el llamado Eje del Mal, prosiguieron con la Primavera Árabe y fueron parados en Siria. La opinión mundial se ha manifestado para detener esa ola de violencia, mas los agresores tiran la piedra y esconden la mano diciendo: “es el Estado Islámico”. A partir de  ahí, e inician la finta “para combatir el terrorismo”, y al final  la ONU se encarga de “negociar la paz” mediante un consejo donde están los poderosos y los pueblos agredidos quedan sometidos.

Ya el presidente Hollande de Francia mando tropas a combatir al Estado islámico, como si éste tuviera territorio, diciendo que los bombardeos van dirigidos a la ciudad de Raqqa en territorio Sirio. Y el presidente Obama, aprovechando la cumbre del G20 en Antalya ,Turquía, llamó a sus aliados a redoblar esfuerzos para encontrar una solución pacífica en Siria. Estas dos actitudes le echan más fuego a la hoguera pues le dan justificación al Estado Islámico para despojar  a una nación, y al imperialismo le dan la oportunidad, por medio de sus organismos internacionales, de negociar una paz en su provecho. Esta actitud irracional es la que ha desquebrajado a las naciones y las vuelve vulnerables al flagelo del terrorismo, bloqueando su desarrollo económico, pues los únicos beneficiados son los dueños de la industria de la guerra, manejada por grupos oligarcas fascistas, conocidos como los “Ángeles de la Guerra”, que lo mismo le venden armamento a una parte y a la otra, y cuya metrópoli se encuentra en los Estados Unidos de América.

¿Quién esta atrás del Estado Islámico?  Para dar respuesta a esta pregunta tenemos que señalar que el Estado Islámico posee armamento bélico de primera generación, como las anti-Tanques TOW que Estados Unidos vendió a Arabia Saudita, país que patrocina la religión oficial del Estado Islámico “WAHABISMO”. También posee armamento y equipo pesado norteamericano, que perteneció a dos divisiones Iraquíes. Se transportan en miles de pickups marca Toyota armadas con ametralladora de alto calibre o mortero hechas en Japón. Ha habido denuncias de oficiales del ejército Iraquí de que la Aviación Norteamericana, da suministros y pertrechos al Estado Islámico.

En la reunión del G20 en Antalya cuando los efectos del terrorismo invadían la conciencia de los seres humanos por la tragedia sucedida al pueblo Francés, el presidente de Rusia Putin presentó fotos de líneas interminables de camiones cisterna llevando petróleo a Turquía comercializada por el Estado Islámico, poniendo como incógnita de donde saldrían esas cisternas y como llegarían ahí. Los Estados Unidos de Norteamérica reconocieron que sabían del comercio que llevaba el Estado Islámico, pero que no los atacó por evitar víctimas civiles. Por otra parte Turquía  pretextando  violación de su espacio aéreo derribó un avión ruso que  combatía al Estado Islámico, mientras que los Estados Unidos de Norteamérica han violado el espacio aéreo de la nación Siria durante 14 meses con el pretexto de combatir al Estado Islámico , con nulos resultados; pero lo que sí ha logrado es destrozar la infraestructura civil de ese pueblo, ocasionando el desplazamiento de miles de refugiados hacia otras naciones Para Estados Unidos de Norteamérica, el objetivo principal ha sido derrocar al presidente de Siria Bashar Al-Asad y fragmentar esa Nación, por eso fomenta la guerra civil, y al Estado Islámico como vulgar instrumento lo utiliza para ese objetivo.

Una nueva amenaza invade a la humanidad. “LA GUERRA MUNDIAL” EL Comandante Fidel Castro ha  advertido e varias ocasiones que no solo esta en juego el petróleo sino  que las agresiones contra los países árabes pueden conducir a una guerra nuclear. Con la cual, los imperialistas pretenden evitar la muerte largamente anunciada del sistema capitalista, que se debate en la peor crisis de su historia. Las preguntas serían ¿Quién pagará el costo económico de esa guerra?.¿ Habrá nuevo reparto del mundo?, ¿En qué condiciones quedará el planeta y los sobre vivientes si se utilizan bombas atómicas o químicas?, ¿Quién saldrá vencedor?. Estas incógnitas nos dicen que solamente un pensamiento irracional aconsejaría a la oligarquía mundial a llevar a cabo una guerra de tal magnitud ya que el costo económico estaría por arriba de todo el PIB mundial, pero más que eso, podría destruir al planeta desaparecer a la especie humana, dando un final apocalíptico a la actual crisis humanitaria.

El Estado Islámico es un artificio, dotado de armas poderosas de carácter militar y propagandístico que utiliza  como materia prima el sentimiento religioso y la manipulación de las conciencias, integrado por mercenarios corruptos que sirven al mejor postor y que  son consientes de su papel de provocadores al servicio de los señores de la guerra, y que se escudan en la ortodoxia y el fanatismo religioso que obliga a sus subordinados a inmolarse inclusive, con tal de causar daño a la población. Por fortuna no todos los adeptos al Islam son así y la inmensa mayoría reprueban las formas de conducta de estos asesinos. Y se alistan y combaten a estos grupos extremistas que han sido utilizados por el imperialismo para detener el avance de los pueblos  de esa región del mundo 

Fernando Acosta Esquivel

Partido de los Comunistas

P R O L E T A R I O S   D E   T O D O S   L O S   P A I S E S   U N I O S

volver arriba