Menu

DEJAR LA CASA Y EL SILLON (Reporte de brigada)

  • Escrito por 
DEJAR LA CASA Y EL SILLON (Reporte de brigada)

DEJAR LA CASA Y EL SILLON

Por: Brigada Primero de Enero

Como se había anunciado en días pasados, arrancó la campaña de organización “El Socialismo es la Vía”. Un grupo de miembros del Comité Central de nuestro Partido conformamos la brigada “Primero de Enero”.  Las ciudades objetivos: Colima y Guadalajara.

Con una tremenda alegría partimos. Organizar mejor nuestro Partido, hacerlo crecer y fortalecerlo, es una tarea que produce grandes sentimientos de felicidad.

Todo marchaba “viento en popa” en nuestro viaje hasta que la aguja que marca la temperatura del vehículo tuvo el comportamiento de muchos ex compañeros después de la caída de la URSS, es decir, en un abrir y cerrar de ojos la aguja se fue hacia la derecha, ósea que  nuestro vehículo estaba hirviendo. Un acotamiento en la carretera estaba en el lugar preciso, nos salimos e inmediatamente el carro se apagó por si solo, acto seguido salió del cofre más humo del que sale de las chimeneas de un molino de caña. Abrimos el cofre y vimos como hervía el anticongelante, y así observamos durante un buen rato el motor del coche, con esa terquedad  característica de los revolucionarios, tratando de encontrar la solución e intentando convencernos de que la falla era algo simple y que ahorita que se enfriaría el carro podríamos reparar y llegar a nuestro primer destino. Intentamos prenderlo algunas veces hasta que nos dimos cuenta que en el tanque almacenador de anticongelante había aceite, lo cual indicaba daños en el motor de nuestro pequeño auto. Llamamos al seguro de la autopista, llegó por nosotros una grúa para trasladarnos a “un lugar seguro”, según indicó el joven conductor, el cual nos llevó a la caseta de Arenal. En la caseta de Arenal pedimos otra grúa para llevar el coche a algún taller de Guadalajara al mismo tiempo que los camaradas de Guadalajara se organizaban para venir en un vehículo hasta la caseta de Arenal, la cual serviría de grúa humana, para trasladarnos a la Perla Tapatía o mejor conocida como Ciudad Rosa.

Por fin después de algunas 7 horas, dejamos el carro en un taller y a nosotros ahora si nos trasladaron a un lugar seguro, la casa de unos compañeros que nos dieron un fraternal asilo.

Los camaradas de Colima entendieron nuestro incidente mecánico, se pusieron a la orden por si necesitábamos apoyo y pospusimos la visita a Colima, en la cual ya trabajamos para ponerle fecha próxima.

Afortunadamente estábamos listos para llevar a cabo la reunión de Guadalajara, la cual nos llenaba de emoción, pues sería con unos jóvenes que habían pedido su afiliación al Partido.

La reunión se llevo a cabo en la casa de los compañeros que nos daban posada y  es perfecta para conspirar, ésta inicio aproximadamente a las 8:30 pm, ya que los camaradas terminaron sus labores militantes del día, pues son miembros de la JCM. Un total de 7 jóvenes que desean ingresar al Partido estuvieron presentes, 3 hombres y 4 mujeres,  y los 3 miembros de CC del Partido que integramos la brigada.

Primeramente explicamos como había surgido nuestro partido, pues al contrario de muchos Partidos que nacen producto de rompimientos internos y escisiones, el Partido de los Comunistas es producto de la unidad de fuerzas comunistas que lograron ponerse de acuerdo para conformar este proyecto que ya tiene  10 años.

La brigada explicó también que el Partido de los Comunistas es un Partido aun en construcción, que estamos construyendo entre todos con la enorme experiencia de nuestros camaradas de más edad y con las inyecciones de juventud que recibe día a día. Además se construye con las alianzas que mantenemos con organizaciones revolucionarias y que cada vez son más estrechas, como con el  ORSZyVV y el EZLN.

Los compañeros nos plantearon sus dudas y tratamos de resolverlas todas. Dejamos claro por ejemplo, que no somos un Partido dogmático ni ortodoxo. Que somos un Partido Marxista Leninista, y como Marxistas estamos en la búsqueda de alternativas que logren construir una nueva sociedad, estamos consientes que muchas formas que se utilizaron en el pasado no sirven en estos momentos para lograr nuestros objetivos. Y como Leninistas nos organizamos en células para lograr la indestructibilidad de nuestro Partido.

Fue una reunión bastante amena y emocionante, pues los compañeros están conscientes que es necesario y urgente fortalecer este Partido para que sea lo suficientemente eficaz en su trabajo como vanguardia de la revolución. Manifestaron estar ya listos para nutrir este Partido y sobre todo aprender en el andar.

Seguros y contentos estamos de que a pesar de todo pudimos tener esta reunión y que muy pronto podremos estar anunciando el nacimiento de una célula de jóvenes del Partido.

Un miembro de la brigada tuvo que esperar 3 días más a que el coche estuviera listo. Costó bastantes pesos para un Partido sin recursos como el nuestro, pero sabemos que son gajes del oficio, con honestidad decimos que nunca nos desanimamos, consientes somos que el Partido no crece estando sentado en el sillón de casa y que un vehículo no se desviela sin que el motor este encendido.

Nos declaramos listos para continuar en la campaña de organización “El Socialismo es la Vía” que en su primera etapa trabajará en Colima, Jalisco, Nayarit y Aguascalientes.


volver arriba